¿La liposucción hace desaparecer la celulitis?

Uno de los grandes mitos que rodean a la liposucción es que ésta es la solución ideal para hacer desaparecer la celulitis, lo cuál no es más que un gran mito, una falsedad que muchas pacientes creen antes de someterse a un tratamiento de liposucción.

La celulitis es la acumulación de grasa en las capas superiores de la piel, que provoca una retención de líquidos. La liposucción no hace desaparecer la grasa de las partes del cuerpo en las que se encuentra la celulitis, sino que hace desaparecer grasa que se encuentra en capas más profundas, por lo que esta técnica quirúrgica no hará desaparecer la celulitis. Dado que la liposucción quitará parte de la grasa de la paciente, esta operación dejará la piel menos tensa, lo que podría provocar que la celulitis fuera todavía más aparente DESPUÉS DE LA LIPOSUCCIÓN. Además, la celulitis no es un problema que se deba al exceso de acumulación de grasa, sino que es algo más complejo.

Es bueno saber que existen técnicas que, combinadas con la liposucción, podrían ayudar a reducir o eliminar la celulitis, por lo que es importante que si éste es el objetivo principal que persigues con la liposucción, se lo digas al cirujano en tu primera visita ya que estas técnicas no forman parte de una intervención de liposucción tradicional. Por este motivo, estas técnicas deben de ser coordinadas por el cirujano antes de empezar la operación estética.

Algunos médicos faltan a la verdad y presentan a la liposucción como la mejor forma de hacer desaparecer la celulitis. En estos casos, y salvo que el cirujano esté presentando un tratamiento que va más allá de los que es la liposucción, lo más recomendable es desconfiar sobre ese cirujano estético y buscar otro.

En definitiva, en este caso como en cualquier otro tratamiento médico, es conveniente asegurarse de tener toda la información sobre la operación, las posibilidades que ofrece y los posibles efectos secundarios. Una vez que se tiene toda la información, se pueden valorar las ventajas e inconvenientes y tomar la mejor decisión evaluando todos los aspectos necesarios. Si lo haces así y terminas pasando por el quirófano, seguro quedarás contenta porque habrás valorado bien todas las posibilidades. Por ello, lo mejor que puedes hacer es contactar con un cirujano para que evalúe tu caso.

Comments are closed.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies